Publicado en e-consulta.com (http://nfh3.e-consulta.com)

3 mujeres, 3 estados, 3 partidos

Barbara Lora
December 11, 2018 08:07:27 AM
Visitas: 582
3 mujeres van a gobernar 3 entidades y pertenecen a 3 distintos partidos

Todas son primerizas y sus ciudadanos también.

Sonora con Claudia Pavlovich lleva 2 años en el cargo como gobernadora de Sonora. Su tocaya Claudia Sheimbaun, es la jefa de gobierno de la CDMX y después de mucho drama, acusaciones de fraude, y un gran rating para una sesión del Tribunal Electoral del Poder Judicial, Puebla tendrá en Martha Erika Alonso la primera mujer gobernadora en su historia.

No solo son 3 mujeres al frente de 3 estados, también representan 3 fuerzas políticas; PRI, MORENA y el PAN. La gobernadora Pavlovich tuvo 2 años de gobierno con Peña Nieto como presidente con la ventaja de que era de su mismo partido y le quedan 4 con Andrés Manuel López Obrador.

Claudia Sheinbaun es la consentida del profesor, es del mismo partido que AMLO, quien se ha dedicado a hablar maravillas de la niña de sus ojos, es decir de su pupila. Hasta dijo que le quitaba un peso de encima y que dejaba en muy buenas manos al antiguo DF.

Martha Erika Alonso después de que termino la telenovela de su elección con un apretado marcador de 4 vs 3, gobernará Puebla los próximos 6 años. El problema es que el mismo presidente ha dicho que no está de acuerdo con la decisión del TEPJ. Lo grave no es para Martha Erika, es preocupante que va a suceder con los poblanos y los enormes problemas que atraviesa el estado.

Ya mencioné en otra columna, qué al no venir a Puebla, AMLO estaba mandando un mensaje de desprecio a los ciudadanos, no a una sola persona o dos. Ahora que Martha Erika tome posesión ocupará su lugar en la CONAGO, deberá ser tratada como un gobernador más y los recursos que le corresponden a Puebla provenientes de la Cámara de Diputados no deben estar sujetos al contentillo de ninguna fuerza política. Repito, no es a Martha Erika a quien perjudican, no es un “triunfo” contra el PAN, se trata de los recursos que se deberán destinar a la seguridad, infraestructura, desarrollo, educación y bienestar social de millones de poblanos.

La gobernadora de Puebla tiene una responsabilidad enorme con los poblanos. El huachicol y la inseguridad que se ha adueñado del estado debe acabar. Debe terminar con los feminicidios, ponerle un alto al robo a casa habitación, sacar a Puebla de los nada honrosos lugares de pobreza, desnutrición, nivel educativo que ocupa la población en todos los indicadores. Ella si se sacó la rifa del tigre, tiene que ponerse a trabajar y dar resultados inmediatos.

Pero también lo deben hacer las Claudias y todos los gobernadores de México. Pero no pueden hacerlo solos y mucho menos aislados. Si Martha Erika quiere la aceptación y el respeto de los ciudadanos, tiene que unir a todas las fuerzas políticas, empresarios y sociedad civil en un proyecto que beneficie al estado, si quiere dar resultados, los puestos clave de las instituciones que conforman la maquinaria del gobierno los deben ocupar los mejores hombres y mujeres, porque ellos también habrán sacado boleto ganador en la rifa del tigre y todas sus acciones estarán bajo la lupa de propios y extraños.

Quiero y deseo que a Puebla le vaya bien, hago votos porque podamos presumir nuevamente a nuestro estado como uno de los más seguros del país, quiero que los hoteles estén llenos de turistas, gasten su dinero y hablen bien de nosotros, quiero que los poblanos tengamos fama de mochos, pedantes y alzados, pero no de huachicoleros, feminicidas y linchadores.

Le deseo a Martha Erika todo el éxito, siempre y cuando sea nuestro éxito, no el de unos cuantos, puede pasar a la historia como una de las mejores gobernadoras, poner la vara muy alta y ser recordada como la mujer que cambio a Puebla para bien.

Circuló y circula aun un mensaje en redes sociales que dice: “desear que le vaya mal al presidente de la república, es como desear que el piloto del avión en el que uno viaja se estrelle”. Pues sí, esperar que a Martha Erika le hagan el feo, el ejecutivo y los diputados federales y locales, solo porque no están de acuerdo con decisión de un organismo como el TEPJ, es como desear que el avión llamado Puebla se estrelle y todos los poblanos como pasajeros mueran con ella.

Síganme por las redes sociales y por las calles de Puebla y Cholula.