Elecciones en tiempos de Covid-19

  • Miguel Ángel de la Rosa
Se regresará al fraude patriótico como en los tiempos del PRI

La elección que se avecina el próximo año será única en la historia de la incipiente democracia de nuestro país, esto debido a que, para el mes de junio de 2021 según los pronósticos de los epidemiólogos, para esa fecha menos de la mitad de la población de México se encontrará inmune de contagio de covid-19 por las vacunas.  En consecuencia, las campañas que serán semanas antes al día de la elección, se basarán en el mínimo contacto entre los candidatos y los electores para evitar enfermarse. En la pasada elección del estado de Hidalgo se contagió el candidato de mi partido el PRD al gobierno municipal de la capital de ese estado que es Pachuca. Días después de la elección falleció de covid-19 se llamó Isidro Pedraza, compañero de expresión y de partido, cercanísimo al que esto escribe. Para evitar acontecimientos como el que les narro es fundamental realizar campañas electorales diferentes, en donde se evite el riesgo de contagio. Tendrán que ser campañas sobre todo en redes sociales y el día de la elección también tendrá que ser diferente, será la votación en donde se aplicaran las medidas de precaución al extremo, para evitar que este proceso electoral sea recordado como el más crudo de todos los realizados en nuestro país por la pandemia.

Ahora bien, estas circunstancias favorecen a los mapaches electorales quienes tendrán un mayor control en la manipulación de los votos a favor de sus intereses el día de la elección, ya que con el pretexto de evitar aglomeraciones podrán con mayor facilidad sacar a votar a los protagonistas de los votos del hambre de lo que tanto se ha escrito y hablado en la política mexicana.  Estos delitos electorales se ha vuelto una costumbre que realizan los gobiernos, ya sean municipales, estatales o el federal que es donde se desvían los recursos para la compra de esta operación ilícita. Hoy la mayoría en manos de morena.

La prueba de fuego de la autoridad electoral, al menos del Instituto Nacional Electoral que ha mostrado que a pesar de las fortísimas presiones que como nunca ha ejercido sobre este organismo ningún gobierno, lo ha hecho el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, y el INE no se ha doblado a los intereses del tabasqueño, lo que lamentablemente ya ocurrió con el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación y la mayoría de los OPLE (organismos públicos local electoral) y esta prueba de fuego del Instituto Nacional Electoral será vigilar a los gobiernos que no realicen sus fechorías, aunque en fecha posterior el Tribual Electoral del Poder Judicial de la Federación deseche esas pruebas que se presenten en las denuncias por los probables delitos electorales por las causas antes señaladas.

Este es para el panorama para mí del año que viene. Que si bien es cierto es pesimista. Ojalá esté equivocado en esta apreciación y se evite el derrumbe la democracia y con ello se consolide la no deseable dictadura totalitaria a través de un fraude patriótico en la próxima elección de los que dirigen la 4T y los millones de ilusos que los acompañan.       

Opinion para Interiores: 

Visitas: 233
Versión para impresión

Anteriores

Miguel Ángel de la Rosa

Político, profesionista y periodista Poblano. Ex-presidente estatal del PRD. Presidente Estatal de Iniciativa Galileos APN. Rector del Instituto de Ciencias Ecuestres.