'No hay peor ciego que el que no quiere ver'

  • Gustavo Santín Nieto
Las nuevas reglas bajo las que se operaría el ciclo escolar 2020-2021.

Cartas a Gracia  

  

Hoy, lunes 3 de agosto del año de la pandemia y cuando leas esta carta Gracia, se conocerían ya las nuevas reglas bajo las que se operaría el ciclo escolar 2020-2021. Disposiciones, que, ayer y hoy, son controvertidas entre los grupos de maestras y maestros afines a la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE)  y condicionadas  -de alguna manera- por  el Sindicato Nacional de Trabajadores de la  Educación (SNTE). La intención de esta carta, estaría encaminada al intercambio de puntos de vista -como siempre lo hacemos- que permitan examinar aunque sea someramente, los diferendos de la CNTE y las condicionantes del SNTE para encontrar alternativas que, como sociedad afectada por las decisiones de las políticas públicas, pudiésemos adoptar.  

La postura de la CNTE ante el regreso a clases, publicada por Uniradionoticias el pasado 23 de julio (shorturl.at/gyNQ7), retomaría posiciones ideológicas y doctrinarias, a las que sumarían el rechazo al modelo híbrido que se instrumentaría para realizar las actividades del ciclo escolar venidero, cuya propuesta fuera anunciada -recientemente- por el titular de la oficina del sector educativo y que el viernes 31 del mes pasado, fuese ampliamente difundido en redes sociales. El rechazo, externado en conferencia virtual ante los medios, realizada el jueves 30 de julio y que tú y los interesados pueden escuchar en el sitio https://www.facebook.com/formacion9na/, serían fuentes de información de primera y segunda mano que permitirían conocer lo que piensa la organización gremial dominante en 4 entidades de la federación. Sus señalamientos son contundentes Gracia, la CNTE declara que  “no existen condiciones para el regreso a clases ni siquiera de manera virtual, a distancia o bajo el modelo híbrido anunciado por las autoridades educativas federales” (shorturl.at/mnNTZ). Pronunciamiento colectivo que viene acompañado con solicitud del reinicio de la mesa de diálogo que sostuvieran con el titular del ejecutivo federal. Mientras explican sus razones preguntan: ¿quién bajará los recursos para  comprar “el cloro”, cubrebocas, jabón, agua el resto de los insumos indispensables para la limpieza de las escuelas?, cuestionamiento que acompañan con la vieja consigna de acabar con “la mal llamada reforma educativa”, calificativo con el etiquetan también a la aprobada el 15 de mayo y el 29 de octubre del 2019, y que, sería para la CNTE tan solo una fase más de la de Peña Nieto.

Las y los dirigentes de la Coordinadora manifiestan su “inconformidad social” por las condiciones de salud, a la que suman la demanda a ser escuchados para compartir con las autoridades “miles de estrategias que tiene el magisterio”. Se manifiestan por la defensa de los derechos laborales y garantizar la salud del alumnado, de las y los docentes, las madres y padres de familia. Expresan no tener “una comunicación eficiente”, cuestionando la deficiente conectividad del internet y señalan que, “en el caso de la Ciudad de México”, 3 de cada 4 alumnos, carecen de computadora, y que quienes la tienen, deben compartirla; hacen notar su condición de “esclavos modernos” y que para laborar, deben hacerlo utilizando sus instrumentos de trabajo y, adicionalmente, deben subsidiar al gobierno, pagar renta, teléfono, luz, cubrir horas extras no retribuidas, entre otras.  

Demandan al gobierno dotar, por lo menos, con un equipo de cómputo a cada escuela para “accesar” a internet y, si fuera posible, entregar una a cada alumno, “¡qué mejor!”; señalan la falta de energía eléctrica en muchas de las poblaciones. Piden que el gobierno deje de lado las “declaraciones ocurrentes, pues un día dicen una cosa y al día siguiente otra”; emplazan urgentemente la atención “a ese diálogo con la coordinadora,” pues tienen ideas que permitirían “construir juntos una alternativa”, y reiteran: “que se escuche a los maestros”, mientras denuncian los afanes privatizadores que sufre el sector educativo, como muestran los convenios con empresas transnacionales propietarias de las plataformas que se utilizan.     

El SNTE y la CNTE coinciden; en este momento, lo más importante radicaría en alejar a los actores escolares de la afectación causada por la pandemia ya que de acuerdo a la CNTE, alcanzaría a 93 docentes activos y 60 jubilados solo en el caso de Chiapas. Por su parte, el SNTE entregaría a Esteban Moctezuma, un documento en el que se plasmarían “10 propuestas para un ciclo escolar seguro” (shorturl.at/vEJNU). Solicitan en el Comunicado 31-2020 de la organización, “mejorar e intensificar la capacitación de alumnos y maestros en el manejo de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) para que, ante la eventual prolongación del aprendizaje a distancia y en línea, se alcancen las metas del sistema educativo”. Coinciden con la CNTE cuando señalan que es “indispensable reanudar los programas de dotación de equipos de cómputo a estudiantes y profesores, así como favorecer el uso de las TIC, plataformas virtuales, redes sociales e Internet” y “a diferencia de la CNTE”, se les dote de las herramientas de trabajo indispensables para laborar en las condiciones que exige el modelo híbrido y se asuma, por parte de las autoridades, los costos, lo mismo que reconocer “la disposición de los maestros para prolongar la jornada laboral y permitir la invasión de su espacio y tiempo familiar”.  

Aunque se quejen y demanden mejores condiciones para el personal docente y el alumnado, a resultas de las nuevas condiciones laborales y de salud Gracia, y no obstante reanuden las clases virtuales bajo protesta, resulta imprescindible que las autoridades educativas de todos los niveles, definan la responsabilidad que tendrán maestras, maestros, madres y padres de familia, niñas, niños y adolescentes, y no les atosiguen con el exceso de tareas, envío de evidencias y demás cosas inútiles que hacen que los esfuerzos que se realicen resulten infructuosos. “No hay peor ciego que el que no quiere ver” Gracia. 

Opinion para Interiores: 

Visitas: 432
Versión para impresión

Anteriores

Gustavo Santín Nieto

Poblano por elección. Profesor Educación Primaria, licenciatura en Economía UNAM y Maestro en Administración Pública INAP Puebla. Asesor de SEP en varios estados. Miembro SNTE. Dirige IUP y Coordina la AUIEMSS