In Memoriam, Al Maestro Horacio Gaspar Lima

  • Raymundo Alfaro Pérez

Escribir en tiempos de emergencia sanitaria no es fácil, y no por que falte inspiración, al contrario hay muchos aspectos de la realidad social que narrar, hoy es necesario reflexionar para describir lo que estamos experimentado las personas, que desde el confinamiento recomendado por las autoridades sanitarias, han instruido para no contagiarnos del Covid-19, virus que no solo ha limitado la vida cotidiana a los aspectos meramente domésticos, sino que ha obligado a restringir de forma significativa el ámbito de los contactos sociales. Así que la muerte durante el encierro a afectado no poder despedir a un ser querido, son tiempos sin funerales, no hay sitio para el duelo, las familias no acompañan a los enfermos ni organizan los velorios de las víctimas; tampoco están con el resto de personas con las que comparten el dolor de la pérdida. Estas son algunas de las consecuencias de no decir adiós.

Por ello es que desde este espacio expreso que me ha entristecido el fallecimiento del estimado maestro y amigo Horacio Gaspar Lima, a quien conocí hace ya muchos ayeres, coincidimos ambos en el grupo universitario denominado “Coalición Democrática de Izquierda” (CDI), la cual impulso la candidatura del Lic. Alfonso Vélez Pliego a la Rectoría de la Universidad Autónoma de Puebla para el periodo 1981-1984, en esa época el Lic. Horacio Gaspar Lima se desempeñaba como Director de la Escuela de Derecho de la máxima casa de estudios, y quien esto escribe era estudiante de la Preparatoria diurna “Benito Juárez García”. A mi ingreso a la escuela de Derecho en el año de 1983, se iniciaría una trayectoria política-académica que sellaría mi vida de manera muy significativa, ya que se combinó el aprendizaje con el compromiso social de construir una patria nueva desde la concepción del pensamiento crítico, así como de la participación en los movimientos sociales que luchaban en ese entonces en contra del autoritarismo del Estado Mexicano.

La experiencia en el llamado “Movimiento Universitario Popular de Izquierda” (MUPI), que junto con otras organizaciones más al interior de la Universidad, sirvió de plataforma para vincularse con diversas luchas de trabajadores de la ciudad y el campo, esta práctica nos serviría como ejercicio pedagógico para formarnos con una conciencia social, comprometida con principios y valores como la justicia social, la solidaridad y sobre todo entender el papel de los conocimientos que estábamos adquiriendo, Una de nuestras consignas de esa época era: “Ley, Ciencia y Transformación, Derecho, Derecho por la Revolución”. Eran tiempos de cerrazón política por parte de los gobiernos Priistas de aquel entonces, participar desde la izquierda era exponerse a la represión, y de esas luchas era parte dirigente el maestro Horacio.  

Como no recordar que no solo fue maestro de escuela, sino que fue un líder, un guía moral que con su sencillez siempre estuvo dispuesto a ayudar. En más de una ocasión compartimos, junto con otros entrañables amigos la experiencia de auxiliar a personas, grupos, comunidades que padecían problemas jurídicos, políticos, sociales y hasta familiares. Su filiación de izquierda se fortaleció con su experiencia de haber estudiado Derecho Internacional en la Universidad de la Amistad y de los Pueblos Patricio Lumumba de la Ex URSS, él tenía una visión muy objetiva de lo que era y fue el socialismo real de aquellos años y a nosotros nos valió mucho sus enseñanzas para comprender el mundo bipolar que existía en la época de la llamada guerra fría. Así que el maestro Horacio fue un referente importante en mi formación filosófica e ideológica de izquierda. Fue una gran persona y amigo que se ha ido el día de ayer 28 de mayo del 2020. Con él compartimos muchas experiencias de vida. Afronto  diversas batallas de las cuales hoy ha perdido una, que seguro le dará descanso y paz espiritual. A su familia le expreso mis condolencias y pronta resignación. Desde lo profundo del dolor de no haberlo podido despedir, te digo "Hasta siempre entrañable Horacio".

Opinion para Interiores: 

Visitas: 965
Versión para impresión

Anteriores

Raymundo Alfaro Pérez

Originario: Puebla, Pue.

Estado Civil: Casado y padre de cuatro varones.

Estudios: Abogado, Notario y Actuario.

Egresado de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la BUAP.

Maestría: En Ciencias Políticas. Realizada en la misma facultad de derecho BUAP.

Doctorado en Derecho, por la Facultad de Derecho de la BUAP.