• Economía

Puebla, entre los 4 estados en los que más se contrajo el salario en 2013

  • Gerardo Rojas González
Quedó debajo de Quintana Roo que tuvo una reducción del 1%, Baja California Sur de 0.8% y Baja California 0.6 %
.

De enero a noviembre de 2013, en Puebla el salario mensual promedio se contrajo en 0.6 por ciento en términos reales, es decir, considerando la inflación de 3.8 por ciento, si se compara con el año previo, de acuerdo con datos de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS).

Con ello la entidad se ubicó entre los cuatro estados del país con mayor pérdida en el poder de compra, por debajo de Quintana Roo que tuvo una reducción del uno por ciento, Baja California Sur de 0.8 por ciento y Baja California con el que empató en 0.6 por ciento.

El salario promedio en Puebla de los trabajadores asegurados durante el año que acaba de concluir fue de 7 mil 404 pesos mensuales, cifra por arriba del promedio nacional de la remuneración mensual que se ubicó en 7 mil 355 pesos.

Aunque es más bajo que los 10 mil 841 pesos que se ganan en el Distrito Federal y por debajo de lo que se gana en promedio en Campeche, Querétaro, Nuevo León, Morelos, Estado de México, Baja California, Coahuila y Tamaulipas.

La contracción salarial provoca la disminución del poder de compra, deteriora las condiciones de vida e impidiendo la generación de una dinámica de crecimiento económico.

En contraste, Campeche, Zacatecas, Tabasco, Coahuila y Durango obtuvieron los mayores incrementos, por arriba de 2 por ciento. A nivel nacional se registró un ligero aumento de apenas 0.4 por ciento en promedio en los 32 estados.

Los salarios y su poder de compra

En ese sentido, el director del Observatorio del Salario de la Ibero Puebla, Miguel Reyes Hernández, urgió a que se mejoren las condiciones laborales de los trabajadores en la entidad.

Y es que desde la década de los setentas, los salarios  mantienen una caída constante y hoy en día, el salario mínimo representan el 25 por ciento de lo que percibía un trabajador hace cuatro décadas.

Con los incrementos a los productos de uso diario, los salarios se han contraído y la situación empeora si se considera que en la actualidad, en la mayoría de los hogares, se ha requerido que más de una persona busque su ingreso a la fuerza laboral, concluyó.

Visitas: 3,650

Versión para impresión

Comentarios de Facebook: